ser embajador

Mikel Alvira es desde hace 2015 EMBAJADOR DE ASTOBIZA TXAKOLINA, colaborando activamente en propuestas que esta bodega lleva a cabo en el campo de la creatividad, como el Desafío Creativo Astobiza, compartiendo con su responsable, Jon Zubeldia, los principios de innovación que ambos divulgan, con la calidad humana como indicador de éxito. Y es que abanderar una marca es mucho más que airear sus excelencias; es sintonizar, es implicarse, es creer en las personas que hay detrás de ella.

 

Asimismo, ha sido nombrado en septiembre de 2017 EMBAJADOR DE LA FUNDACIÓN PROMETE, participando en la divulgación y reflexión de esta entidad desde su perspectiva de persona implicada con la educación y el talento. La misión de Fundación Promete es promover un mayor y mejor desarrollo del talento de todas las personas, mediante el diseño y realización de proyectos de innovación educativa y social, en cooperación con el resto de agentes sociales, como aportación a un nuevo paradigma de educación vocacional, personalizada e incluyente: La Educación del Ser, y ahí tenía que estar Alvira con su Educación Divergente.